Cómo ser más productivo y eficiente durante el teletrabajo

Editor_Telefonica Empresas
Editor_Movistar
2.698 Visitas

El teletrabajo tiene multitud de ventajas, pero una de sus principales dificultades es mantener un buen nivel de concentración y productividad cuando se prolonga tanto en el tiempo. Muchas personas llevan meses trabajando desde sus casas y en ocasiones no es sencillo mantener la mente focalizada únicamente en el trabajo.

 

El trabajo posiblemente, evolucione a un formato semi-presencial y más independiente en un futuro, por lo que parece crucial ser más responsables y productivos si cabe. Por eso, repasamos algunas técnicas interesantes para mejorar el rendimiento y evitar la apatía cuando pasamos tantas horas solos trabajando.

 

 

teletrabajo V2.png

 

 

Comienza por tareas sencillas de corta duración

 

Iniciar la jornada o bloque de trabajo con una tarea que sea fácil de completar, es una buena idea. Es un calentamiento para el cerebro, ya que aportará la satisfacción de haber terminado una pequeña parte de los deberes. Estructurar los objetivos del día de más fácil a más difícil, es un gran planteamiento. Así, cuando llegues a la parte más compleja de la jornada, no habrá nada que pueda distraerte, ya que tendrás hecho todo lo demás y habrás reforzado la autoestima.

 

Realiza pequeñas pausas cada media hora

 

Para aprovechar al máximo el rendimiento de tu mente, conviene hacer pequeñas pausas, de unos 5 minutos, que eviten un agotamiento a medio/largo plazo. Estudios científicos demuestran que nuestro pico de concentración es bastante corto, por lo que realizar estos intervalos consigue aumentar la eficiencia cuando nos centramos en la tarea.

 

Pon toda tu atención en el trabajo que realizas

 

Durante los bloques de trabajo, debes intentar concentrarte al 100%. Si vas de menor a mayor dificultad, con objetivos alcanzables y las pausas correctas, no debería ser complicado. Lo importante es no dispersar la atención en varias tareas simultáneas como atender correos, revisar las redes sociales o atender llamadas de teléfono. Lo ideal sería primero atender llamadas y mensajes para después poder poner toda tu atención en la tarea que tengas por delante.

 

 

Realiza un descanso mayor para liberar la mente

 

El sistema también tiene sus limitaciones, por lo que cada dos horas conviene realizar unos descansos de mayor duración que te permitan recuperar la energía. Es conveniente que te levantes de tu puesto de trabajo, estires las piernas, comas algo ligero o te distraigamos momentáneamente con algún entretenimiento. Tal vez 20 minutos o media hora sea la duración ideal para este descanso largo, pero cada uno deberá encontrar la duración que mejor le funcione. El objetivo es recuperar después el ritmo de trabajo con fuerzas y positividad. ¡Ya queda menos!

 

Es fundamental estar motivado y ser positivo!!

 

Y si tienes que hacer reuniones virtuales, aquí tienes 5 consejos para conseguir que sean un éxito.

2 Comentarios